domingo, 31 de enero de 2016

Sobre el Sexo y el Género

Esta entrada viene motivada por un debate/discusión en Twitter sobre una pregunta mía. Paco Traver dice que Twitter no está pensado para discutir y tiene razón, no hay espacio y cuando varios intervienen es imposible seguir el hilo.

Mi pregunta es la siguiente:

Si el sexo/género es una construcción social ¿por qué los transexuales/transgénero se operan, hormonan y reconstruyen biológicamente?

Aunque el significado de términos como transgénero y transexual es muy confuso, (ver la entrada de Wikipedia para transgénero, no me deja hacer enlace) se ha convertido en un lugar común repetir que el genero consiste en actividades, conductas y roles construidos socialmente (ver lo que dice, por ejemplo esta página de la APA - Asociación Americana de Psiquiatría-). Entiendo que el genero se considera entonces desligado e independiente de la biología. Creo que esa es la opinión imperante en una parte del movimiento feminista que intenta desligar las diferencias psicológicas entre sexos de la biología y las atribuye a la educación, la sociedad y la cultura.

Según esa misma página de la APA, un transgénero es una persona cuya conducta, expresión o identidad de genero no se corresponde con el sexo que le asignaron al nacer. Se trata de una persona donde no hay concordancia entre su sexo y su genero. Según Wikipedia, la transexualidad define a aquellos individuos cuya identidad de género es discordante a su sexo biológico, por lo que desean vivir y ser aceptados como miembros del género contrario al sexo que se le asignó al nacer.

Dado ese planteamiento, y siempre refiriéndome a gente que acepte que el genero es una construcción social, me choca mucho que para cambiar el genero se recurra a cambiar la biología. Siguiendo una cierta lógica sería esperable que para cambiar algo que es una construcción social se recurra a una “reconstrucción social”, no biológica.

Por ilustrarlo con un ejemplo, no me parecería congruente decir que la pobreza es un problema social y defender luego que para hacer desaparecer la pobreza hay que realizar una operación de neurocirugía en el cerebro de los pobres.

Simplemente señalaba con la pregunta lo que a mi modo de ver es una contradicción de los que mantienen esa postura.

Aquí hay más espacio que 140 caracteres para comentar así que el que quiera opinar, adelante.


@pitiklinov

12 comentarios:

  1. Desde David Reimer, a transexuales, que terminan suicidándose por no ser aceptados, creó que que el sexo del cerebro se forma entre factores genéticos, prenatales (hormonales)... Y a veces no coincide con el sexo del cuerpo; y no es una identidad dual (masculino vs femenino), más bien es de grado. En ratas se ha demostrado que choques hormonales en determinados momentos de gestación, provoca que salgan hembras con conductas masculinas...

    ResponderEliminar
  2. Unknown,
    estoy de acuerdo con lo que dices. Ya que mencionas a Reimer, en su caso no se hizo una "reconstrucción social", es decir educarle en un rol femenino solamente, sino que se le operó y se le hormonó...y a pesar de ello ya sabemos el resultado. Este caso y otros similares ( hay muchos) ponen en duda la hipótesis de que el género es una construcción social.
    También la ponen en duda los experimentos que comentas.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. La primera parte de Galileo's Middle Finger, de Alice Dreger, discute esta clase de cuestiones (intersex, transgender, etc.). Es bastante clarificador. Saludos, Roberto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Roberto, la verdad es que todo el mundo está recomendando ese libro. Lo voy a leer sí o sí...
      Saludos

      Eliminar
  4. Si el sexo/género es una construcción social ¿por qué los transexuales/transgénero se operan, hormonan y reconstruyen biológicamente?

    Me referiré a esto, desde la mirada de los menores de edad transgénero. Estos menores de edad, están insertos como muchos de los seres humanos, dentro de una sociedad la cual, desde antes del nacimiento, ya le crean expectativas para su futuro.

    Que nombre utilizará si es hombre y si le viene y suena bien con su apellido si es niña, entendiendo que solo existen 2 variantes de la diversidad humana, hombres con pene y niñas con vulva. Esta asociación y expectativas van mucho más allá y antes del nacimiento proponemos que colegio le educará, si jugamos a la pelota con él y a las muñecas con ella, qué profesión tendrá y si le llevaremos al altar de blanco.

    Estas expectativas individuales, son parte de los roles que la sociedad asigna a los individuos, por tanto, si un menor de edad transgénero se sale de la norma, hay un tremendo castigo social para él, para su familia y para quienes le protegen. Esto genera una enorme confusión en estos menores de edad, porque por una parte cada uno de ellos se sienten del género que es, no importando que genitales tenga. Pero la sociedad se encarga de encasillarlo y someterlo a comportarse dentro de los estereotipos hombre – mujer.
    Cuando crecen y no se les permite utilizar baños, realizar ciertas actividades o juegos, acceder a beneficios en la salud, no pueden acceder a puestos laborales, deben realizar cambios físicos que les permitan ser aceptados en la sociedad en la que viven.

    Por tanto los roles de género y el desconocimiento de que existen niños con vulva y niñas con pene, como también niños y niñas que nacen con ambos genitales a la vez, no permite que estos menores de edad, tengan una calidad de vida adecuada.
    Me gustaría agregar muchas otras líneas, pero prefiero que las personas interesadas, ingresen a conocer parte de nuestro trabajo en www.transexualidad.cl

    ResponderEliminar
  5. Enlazando la opinión de Juan Carlos Tapia, me gustaría traer a colación las opiniones de filosofa burgalesa Beatriz Preciado ( https://es.wikipedia.org/wiki/Paul_B._Preciado ) cuyo trabajo se he centrado en mostrar la construcción social, política y médica de la identidad sexual y de la somatización de las estructuras socio-institucionales en la construcción de la subjetividad y la identidad. Comentaba lo siguiente en una entrevista:

    ·¿Ese activismo es una postura intelectual, o le sale de las tripas?

    Pero ¿qué son mis tripas? Volvemos a la misma diferencia. Yo nací con una deformación de mandíbula. Durante años no tuve fotografías personales, sólo médicas. En casa no hacíamos fotos porque yo era deforme. Desde los siete años tengo ritualmente encuentros con el sistema médico. A los 18 me hacen una operación funcional, pero también estética. Era necesaria, pero tampoco tuve opción de decir no al aparato médico. Tenía una cara atroz, de caballo, y en cuanto salí, todos me dijeron que estaba fantástica. Viví esa operación como un cambio de sexo en el sentido de que era un cambio de identidad.

    · ¿Porque la devolvió al redil de la 'normalidad'?

    Sí, fue un modo de normalizar mi cara. A partir de ahí empiezo a distanciarme de todo eso de qué eres tú naturalmente, o qué son tus tripas, o que la cara es el espejo del alma. Mi cara no es el espejo del alma, es el espejo de la medicina plástica de la España de los ochenta.

    · Parece que su rebeldía sí tiene algunas semillas.

    Algo hay. Cuando salí de la operación, me gasté el dinero que tenía ahorrado para cambiar de sexo en viajar. Me di cuenta de que mi imagen y la que los otros veían no coincidían ni coincidirían nunca. Es como la anorexia. Yo aún le pregunto a mi novia si me ha crecido hoy la mandíbula. Por eso veo el cuerpo como arquitectura, como relación con las instituciones médicas, jurídicas y políticas.


    Pensar la necesidad de cambio de sexo como una anorexia…
    Las opiniones de esta filosofa no dejan indiferente a nadie, y me parecen un referente inexcusable sobre este controvertido tema.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Otra cosa interesante. En conversaciones, me comentaron que hay un intersexual por cada ~2.000 - 3.000 nacidos. Y un transexual por cada 20.000. Son fenómenos estadísticos muy, muy raros. Mientras tanto, los homosexuales sí que conforman entre un 1 - 3% de la población, si no me equivoco.

    Aunque no debemos olvidar que existe mucha imprecisión en los datos. Si incluimos los considerados "transgénero", las cifras ya bailan horrores (y entramos en nebulosas subjetividades: si yo no me siento identificado X sexo, tenemos que incluirte como transgénero, aunque puedo estar perfectamente equivocado, porque el tema es espinoso y con muchísimas imprecisiones, desgraciadamente).

    Con esto, es bueno ponernos en perspectiva. Clasificar nuestras sociedades como "binarias" en lo referente al sexo tiene tanto sentido como decir que podemos esperar que nuestra gente huela, saboree, vea, palpe y escuche, ya que las discapacidades son otro fenómeno estadístico bastante improbable.

    Y por anomalías estadísticas, la sociedad no va a renunciar a las ventajas que supone poder obtener información escuchando u oyendo, así como a clasificar el mundo en general por dos sexos (maldita sea, si esa categorización me es muy útil para hacer análisis demográfica, para empezar). Economía de escala pura y dura.

    Aunque lo que sí puede hacer es ayudar a discapacitados y a otras minorías para que vivan mejor. Y de hecho, estamos en ello.

    ResponderEliminar
  7. Efectivamente, se ha abusado mucho de la llamada construcción social como si el que viene a este mundo tuviera por mente una tabla rasa que posteriormente fuera moldeada por los valores sociales dominantes.
    Lo que no creo que sea cierto es que no exista una cultura que denomine lo que es aceptable y lo que no lo es porque en ese caso no sería cultura. Afortunadamente, esa misma cultura, en este caso la medicina, puede ayudar a las personas con problemas de integración por sus características biológicas, cuestión muy dolorosa, a llevar una vida mejor.

    ResponderEliminar
  8. Estoy de acuerdo con todos los comentarios previos en no estigmatizar y discriminar a nadie por su orientación sexual o identidad sexual. Creo que nadie elegimos nuestra orientación sexual ni nuestra identidad sexual, así que no creo que podamos pedir responsabilidades a nadie por ellas. Y está claro que la sociedad tiene unas expectativas como las tiene con una persona deprimida a la que le dice que tiene que poner de su parte y mejorar, etc.
    Pero la cuestión es si científicamente puede defenderse que el género es una construcción social o no. Personalmente tampoco entiendo por qué esa opción que implica negar la biología es preferible a la de aceptar la realidad biológica. El caso de Reimer y muchos otros han dejado claro que no puedes coger a un chico y convertirle con la educación y vistiéndole de chica en una chica...ni siquiera operándole y hormonándole. Sabemos que muchas cuestiones relacionadas con la orientación e identidad sexual quedan sentadas en el cerebro mientras éste se encuentra en el útero materno, nos guste o no nos guste...
    Gracias a todos por las opiniones

    ResponderEliminar
  9. Podemos imaginar que "no elegimos nuestra orientación e identidad sexuales" y tambien podemos imaginar que la elegimos absolutamente.Pero hay tambien otra posibilidad: que elijamos segun un menú desplegable puesto ahi por la intersección de lo biologico y lo cultural. Unos aprendizajes son más faciles (prepared learning) que otros y más allá de eso están las experiencias precoces, no le llamaré Edipo para no ofender a nadie. Por ultimo hay una prescripcion social oculta que tiende a legitimar cualquier "eleccion".
    Y por ultimo hay una dato preocupante: ¿Por qué la mayor parte de los transexuales son de hombre a mujer? No habiamos quedado en que ser mujer es menos deseable que ser hombre? ¿A qué se debe ese empuje hacia la mujer?

    ResponderEliminar
  10. Libro sobre identidad de género con evidencias
    https://t.co/oAM8X6PVLO

    Constructo social pero teniendo en cuenta la biología
    http://www.livinganthropologically.com/2012/05/16/anthropology-sex-gender-sexuality-social-constructions/

    ResponderEliminar
  11. Documental sobre niños transexuales. Es de tv3 pero gran parte está en Español
    http://www.ccma.cat/tv3/alacarta/30-minuts/transit-menors-transsexuals/video/5613571/#

    ResponderEliminar